La innovación tecnológica avanza a pasos enormes, cada día aparece una nueva actualización, una nueva mejora; la innovación es rápida, constante y surge de los desafíos e incertidumbres a los que se enfrentan las organizaciones. El inicio de la pandemia marcó un importante cambio en el uso de dispositivos electrónicos para continuar con actividades educativas y empresariales desde casa, mejoramos el internet que tenemos en nuestros hogares, aprendimos nuevas funciones de los celulares y computadoras. Sin embargo, el cambio real está ocurriendo con el regreso a las escuelas y a las empresas en las que la conexión inalámbrica no está siendo eficaz para soportar la nueva carga de dispositivos y trabajo a distancia.

Actualmente, el adoptar la automatización, especialmente en lo que respecta a la red Wi-Fi, ayuda a las organizaciones a mejorar la eficacia de los procesos y a liberar al equipo de operaciones de la red. La automatización puede reducir las horas dedicadas a analizar los datos y planificar las actividades necesarias para el funcionamiento de cada elemento de la empresa.

Así que mientras todo esto está sucediendo, las mejores en las redes inalámbricas han llegado con el nombre de Wi-Fi 6. Esta nueva red ayudará a las redes Wi-Fi preparadas para el futuro a lidiar con la descarga celular, los nuevos proyectos que requieran de una conexión más robusta y segura, un mayor uso de la nube y el regreso de empleados y estudiantes con nuevos dispositivos. Esta red tiene un rendimiento agregado hasta 4 veces mayor.

Será una tecnología fundamental para ayudar a las economías de todos los sectores a recuperarse de la pandemia al ayudar a facilitar nuevos casos de uso y oportunidades comerciales. Permitirá conexiones más rápidas, mayor alcance y menor consumo energético. El diseño y la instalación correcta de la red Wi-Fi 6 es una excelente inversión que se reflejará en los resultados del trabajo dentro y fuera de la organización.

Publicado por: Liz