Las estafas de extorsión por correo electrónico en los últimos años han ido en aumento gracias a las poderosas técnicas de intimidación de los extorsionistas, donde estos amenazan con publicar información comprometedora sobre ti sino realizas un pago de inmediato.

El método de extorsión consiste en enviar un correo que simula ser enviado desde la propia cuenta del usuario, ya que suplantan su identidad, aunque en realidad no es así. En el cuerpo del mensaje se le indica a la víctima que se ha infectado su dispositivo con un software espía con el que han conseguido supuesta información personal. Los ciberdelincuentes amenazan con difundir los datos privados entre los contactos del destinatario del correo, a no ser que realice un pago usualmente en bitcoins en un plazo de 48 horas. El objetivo de este breve plazo de tiempo es evitar que la víctima analice lo que está sucediendo, y realice el pago a la mayor brevedad posible ante el miedo de pensar que dicho material comprometedor pueda ser distribuido.

Lo cierto es que hay pocas posibilidades de que el chantajista cibernético realmente haya invadido la computadora, por lo cual se recomienda mantener la calma, evitar enviar datos personales, no hacer clic en ningún enlace ni abrir ningún tipo de archivo, no realizar el pago y borrar de inmediato el correo.

Algunas recomendaciones para prevenir el mail chantaje son:

  • Utilizar contraseñas diferentes para cada sitio y cambiarlas constantemente.
  • Proteger tu ordenador con un antivirus.
  • Activar el filtro de spam en tu cuenta de correo electrónico.
  • Activar el doble factor de autentificación.
  • Contar con un software de protección de navegación.